La ciudad de las damas

Argumento

La ciudad de las damas es el proyecto sobre el que Christine de Pizan basa esta narración. Mediante el cuestionamiento de la hegemonía del pensamiento masculino, Christine destapa todas las construcciones que encierra la figura de la mujer.

Esta obra va más allá de una simple narración, si no que, a través de un diálogo dinámico, Christine da voz a aquellas cuestiones que menosprecian y desfavorecen la figura de la mujer.

Abstracción

Christine de Pizan traslada la acción en su hogar y empieza el relato con un estilo dietario que aporta verosimilitud y realismo. Encuentra entre sus libros uno prestado y es justamente ese hallazgo y su contenido lo que lleva a Christine a preguntarse acerca de la concepción de la mujer dentro del imaginario hetero normativo.

Cuando acaba de cenar, Christine cae presa de un profundo sueño, dentro del cual se le aparecen tres damas para comunicarle su objetivo: construir una ciudad para las damas, como un espacio donde las mujeres puedan sentirse seguras y protegidas.

Para ello, y con tal de adquirir los conocimientos y materiales para su construcción, Christine mantiene tres largos diálogos con cada dama, que a la vez estructuran internamente la novela. Así, la primera conversación, y la más extensa, es la que mantiene la protagonista y narradora con Razón, también apodada Naturaleza, que es quien argumenta las preguntas que Christine realiza sobre las distintas nociones que se tienen de las mujeres. Para hacerlo, Razón aporta experiencias y relatos de mujeres fuertes y valientes que niegan esa idea que los hombres tienen de ellas.

Continúa la indagación con Derechura, quien defiende el pleno derecho de la mujer en los distintos ámbitos que integran la vida social y cultural, así como su papel dentro de las relaciones matrimoniales; y que lo hace mediante vivencias de otras mujeres.

Para concluir el relato y la construcción de la ciudad, Christine intercambia ideas con Justicia, quien pone la guinda a esta renovada mirada con la que Christine será capaz de proteger y aunar a las mujeres en esta ciudad amurallada.

Lo que persiste a través del relato son las figuras femeninas que han quedado silenciadas deliberadamente por los hombres, y a quienes estas tres damas, mediante la pluma de Christine, recuperan y ensalzan.

Desnudando el libro

El tema principal de La ciudad de las damas es la reflexión de la figura femenina formada por el pensamiento masculino. Es un repensar la identidad de la mujer y a la vez reclamar el espacio que debería tener en sociedad.

Christine parte de una obra concreta, como son Las lamentaciones de Mateolo, para poner en duda la visión general y aceptada de la mujer. Por ello resulta muy curioso que Christine utilice el recurso del dietario para introducir el discurso feminista, ya que otorga credibilidad y verosimilitud al relato.

La alegoría que representa la ciudad en sí misma, y cómo debe construirla a partir de las conversaciones con Razón, Derechura y Justicia es una estrategia literaria muy lograda que persigue un único fin: poner en valor la figura de la mujer y demostrar la falsedad que se esconde en el discurso masculino.

Ese rasgo es el que predomina con más fuerza durante la narración de Christine: el proceso por el cual cada idea preconcebida desde el imaginario hetero normativo cae por su propio peso con los argumentos y ejemplos que aportan las tres sabias damas. Christine incluso va más allá y machaca cada uno de los tópicos o ideas que propone como parte de esa transformación.

Destaco el capítulo en el que Christine pone en evidencia que a las mujeres no les gusta ser violadas y que los hombres que justifican dicha acción no son dignos de tener la palabra ni atención. Es más, Derechura pone el ejemplo de Lucrecia, cuya violación es castigada con la muerte del perpetrador y se afirma que en Roma se estableció una ley para proteger a las mujeres de este acto.

Ese tipo de situaciones configuran la ciudad de las mujeres, es necesario recurrir a ellas para demostrar que las mujeres son más que una simple secundaria en las historias de los héroes, que fueron, que son y serán personas con poder para decidir aquello que deseen conseguir.

Precisamente para obtener esa conclusión, Christine transita por el pensamiento tan dañino que los hombres tienen de las mujeres, o del carácter aparentemente débil, o bien de la fuerza física endeble, o de la capacidad intelectual disminuida y demuestra que nada de lo anterior es cierto.

Las mujeres silenciadas son las protagonistas de esta obra, cuya conclusión es que la historia también tiene una interpretación feminista y que debería conocerse y reclamarse.   

Ambientación

Christine de Pizan, 1364 – 1430, nació en el seno de una familia privilegiada en Venecia. Hija de un físico y astrólogo de la corte, pronto se trasladó a la corte de Francia gracias al trabajo del padre.

En ese entorno, Christine aprende francés, además del italiano y latín; y es donde entra en contacto con el humanismo. A los quince años contrae matrimonio con Étienne du Castel, aunque la felicidad dura apenas diez años. A los veinticinco, Christine pierde al marido y al padre, quedando al cargo de sus tres hijos, de la madre y una sobrina.

Consigue mantener al núcleo familiar gracias su trabajo como escritora profesional, que abarcaba desde poemas, hasta canciones, muy populares en la corte de Francia.

En 1399 Christine se interesa por los derechos de las mujeres y la representación errónea de estos en la literatura, por lo que decide crear un movimiento llamado La querelle de la rose. En ese contexto, surge su conocida La ciudad de las damas, que, junto a otros escritos de la época, se considera un primer manifiesto feminista.

Frase reveladora

Todas las necedades y tópicos que se cuentan sobre las mujeres son mentira.

Reflexión

La ciudad de las damas es una obra que encierra un universo femenino muy potente que dialoga con las problemáticas de la figura de la mujer que siguen vigentes hoy en día.

La recomiendo especialmente a aquellos lectores con inquietudes feministas.

La ciudad de las damas

Autor

Christine de Pizan

Edición

Siruela

Páginas

252

ISBN

9788415937548

Valoración

La ciudad de las damas